Noticias

Remonta Checo al puesto 11 en Hungría

BUDAPEST.- El esfuerzo de Sergio Pérez y la agresiva estrategia del Racing Point se quedaron a muy poco de convertirse en puntos en el Gran Premio de Hungría.

Checo finalizó en el puesto 11 de la carrera en el Hungaroring, remontando desde el sitio 16 de arranque, sin embargo a muy poco del final se encontraba todavía en posición de meterse al top 10, pero un problema en la suspensión a causa de un contacto con Alex Albon, lo obligó a entregar la posición.

Sergio se colocó en el puesto 12 de la carrera tras una gran arrancada y entró a los pits en el giro 19 para montar el juego de gomas duras de Pirelli, con las cuales terminó la prueba que marcó el cierre de la primera parte del Campeonato del Mundo.

"Nos quedamos a sólo un pasito de llegar a los puntos. Fue una muy buena estrategia del equipo, muy agresiva. Tuvimos una gran primera vuelta. Todo iba muy bien", mencionó Checo.

"Albon iba muy rápido y me tocó para ganar la posición; me pega y tuve un problema al final con la suspensión. Entonces me iba peleando muchísimo con Hulkenberg las últimas dos, tres vueltas. Fue una carrera al límite de principio a fin, y bueno lo dimos todo para tratar de poder llegar a donde llegamos", explicó.

Esta carrera fue la octava de Sergio sin sumar en la temporada, sin embargo confía que las mejoras que llegaron para el RP19 rindan frutos para la segunda parte del año, a partir de GP de Bélgica, en Spa Francorchamps, donde se reanudará la campaña tras el descanso de verano.

“Ahora unos días de vacaciones, a descansar un poco y recargar pilas para la segunda parte de la temporada, que sin duda tiene que ser muy fuerte para nosotros. Esperemos que regresemos muy fuertes, no todo está perdido. Hay muchos puntos todavía y hay que luchar con todo por ellos.

 Respecto al contacto con Albon, Checo mencionó:

“Creo que el contacto fue muy claro, dejo dañada la parte trasera, creo que fue una situación de carrera, pero creo que fue innecesario. No sé si sea para que se tome alguna medida, pero definitivamente creo que era innecesario”.

A pesar del resultado Sergio salió del Hungaroring satisfecho con su desempeño personal y con las llamadas desde el pitwall de Racing Point.

“Definitivamente sí es algo para sentirse orgulloso, hicimos una gran arrancada, una muy buena carrera, fuimos agresivos, le hicimos el undercut a dos autos, empujamos muy fuerte. Sólo faltó ese pequeño pasito".